jueves, 31 de octubre de 2013

El día de los Muertos

Se acerca el día de los Muertos, ¿Cómo se celebra en vuestros países? ¿Cuáles son las tradiciones más extrañas que pertenecen a vuestra cultura? Podéis compartirlas con nosotros y añadirlas a esta lista que os ofrece una visión general de cómo se vive este día en muchos países del mundo.

El día de los Muertos es una celebración mexicana que honra a los difuntos desde el 1 de noviembre hasta el 2, y coincide con las celebraciones católicas del Día de los Fieles Difuntos y de Todos los Santos.


                                                          Esta foto está cogida de diarioadn.co


En cada país de América Latina se han desarrollado tradiciones y costumbres distintas en la conmemoración de este día. En general, se trata de una fiesta llena de colores y motivos alegres que se refieren a la muerte, pero a la muerte desde una perspectiva menos funesta. De hecho, para los latinoamericanos, el día de los Muertos es una ocasión para acercarse a sus queridos difuntos y celebrar la vida.

En México el momento principal es cuando la gente va al camposanto por la noche y adorna las tumbas con flores naranjas. En las casas se hace un altar en honor a los parientes difuntos, en los que se colocan fotos de ellos, alimentos y bebidas, para que el difunto venga a recordar esos gustos de su vida mundana durante esa noche.

En Guatemala, en cambio, se tiene la creencia de que las ánimas benditas salen de los cementerios y aparecen en algunos lugares. 

Muy cercana a la tradición mexicana es la del Perú donde se cree fielmente que las almas de los muertos regresan para disfrutar de los altares que se preparan en las casas, con objetos que reflejan algún aspecto de la vida de la persona fallecida.
Entre las más terroríficas maneras de venerar a los difuntos, encontramos la de los nicaragüenses. De hecho, ellos suelen ir al panteón por la noche y dormir al lado de las tumbas de sus familiares.

Finalmente, otra tradición fuera de lo común viene de Ecuador. Aquí hay una verdadera fiesta durante la cual las familias se reúnen alrededor de una comida tradicional. Algunas comunidades indígenas celebran aún un antiguo rito: el encuentro con el fiel difunto durante una comida sobre su tumba. Según la creencia, el muerto vuelve cada año, entonces hay que prepararle sus platos preferidos. Los vivos esperan que el invitado haya terminado de comer, antes de servirse. 

En España se alternan usanzas folclóricas y ritos tradicionales. Entre los primeros recordamos la creencia, en algunos lugares de Castilla, que los muertos salen de sus tumbas el 2 de noviembre en la noche, para asustar a quienes estén distraídos por la calle.
En una atmósfera más religiosa y solemne se celebra, en cambio, el Ritual de las ánimas en Tajuelo, que consiste en una procesión encabezada por el sacerdote durante la cual se organizan un grupo de casados y otro de solteros, quienes van coreando alternativamente las estrofas del cántico a las ánimas, alumbrados con luz de velas. Al terminar cada cántico, se reza un padrenuestro, hasta terminar el ritual.

En Alicante, se ponen velas en las ventanas desde la noche del 28 de octubre, para iluminar el camino de las ánimas.

En definitiva el día de los muertos, aunque se celebres en distintas maneras, desde las más inquietantes hasta las más tranquilizadoras, es siempre el día en que cada persona vuelve el pensamiento a sus queridos y hace todo lo que puede para no echar de menos a ellos.